1. Comercio.

México es el segundo socio comercial de Portugal en América Latina,  después de Brasil.   

Desde la entrada en vigor del TLCUEM, el intercambio comercial entre México y Portugal registró un importante aumento de 339.6% (13.1% promedio anual), al pasar de 139.9 millones de dólares (mdd) en 1999 a 852 mdd en 2011.

En este último año,  Portugal fue el 9º país receptor de las exportaciones mexicanas a la UE y nuestro 13º proveedor de la región. 

Durante el año 2011, las exportaciones de México a Portugal estuvieron constituidas por las siguientes grandes categorías: aceites crudos de petróleo (58.3%); cuadros y soportes equipados (17.2%) y condensadores fijos (9.2%); en tanto que las principales importaciones provenientes de Portugal fueron buta e isopreno (22.4%), gasolina (12.4%) y autopartes (5.5%).

 

2. Promoción del comercio.

El TLCUEM ha abierto nuevas oportunidades de exportación con ventajas arancelarias para México respecto a los principales proveedores de Portugal para sectores como: productos plásticos, tejidos especiales, maquinaria y equipo electrónico, automotriz y autopartes, entre otros.

 

3. Inversión.

México en Portugal.

De acuerdo con el Banco de Portugal, la inversión mexicana en el período 2000-Agosto de 2011 ascendió a 5 mdd. Sin embargo,  es importante señalar que buena parte de los flujos de capital con origen fuera de Europa son triangulados, por lo que los datos contabilizados por el Banco de Portugal, no necesariamente reflejan el total.

En dicho período, destacaron las inversiones del Grupo Bimbo, Carso-Telmex y Vitro.  

Cabe señalar que con la compra del Grupo Bimbo de los negocios de panadería y pastelería de la multinacional norteamericana Sara Lee Corporation en Portugal y España, Bimbo se posicionó como panificadora líder en la península ibérica.

Portugal en México.

El Plan Nacional de Infraestructura 2007-2012 dio un giro significativo  a la entrada de capital portugués en proyectos de infraestructura carretera, ferroviaria y portuaria. Además, se están desarrollando proyectos en materia de energías renovables, medio ambiente y servicios. 

De enero de 1999 a junio de 2012, la inversión portuguesa directa acumulada en México ascendió a 60.6 mdd.

Existe un notorio interés de parte de los Grupos empresariales portugueses en posicionarse en nuestro país aprovechando su know how, particularmente en materia de energías renovables.

Destacan en importancia, el proyecto de construcción y mantenimiento de la Autopista Perote-Xalapa ejecutado por el Grupo Ascendi (Mota-Engil/Banco Espírito Santo) entre los años 2007 y 2010, así como el del Banco Espírito Santo Inversión (BESI), con una Oficina de Representación en México desde noviembre de 2010.

 

4. Promoción de las inversiones.

México ofrece certidumbre jurídica a los inversionistas nacionales y extranjeros vía su amplia red de Acuerdos para la Promoción Recíproca de Inversiones.

Cuenta además, con una red de 12 Acuerdos Comerciales que le permite un acceso preferencial a los mercados de 44 países que incluyen a las mayores economías del mundo, como Estados Unidos, Canadá, los 27 países de la Unión Europea y Japón.

Así, México se posiciona como puerta de entrada a un mercado que representa más de 60% del PIB mundial, con más de mil millones de consumidores potenciales.

 

5. Convenios y acuerdos comerciales vigentes.

Las relaciones económicas y comerciales entre México y Portugal tienen como principal referencia el cuadro institucional comunitario. Adicionalmente, existe un conjunto de instrumentos bilaterales en vigor entre los que destacan el Convenio para Evitar la Doble Imposición e Impedir la Evasión Fiscal en Materia de Impuestos sobre la Renta y el Acuerdo para la Promoción y Protección Recíproca de las Inversiones.