Fortalecimiento de servicios y mejores precios con la aprobación del nuevo Convenio Bilateral de Servicios Aéreos México – EUA

 

• En materia de carga se abren oportunidades en un mercado de 515 mil millones de dólares anuales

 

Con la aprobación del Senado de la República del nuevo acuerdo sobre transporte aéreo entre México y Estados Unidos se mejoran los precios y servicios al aumentar las rutas y frecuencias de los vuelos; se promueve el desarrollo regional; se apoyan nuevos esquemas de comercio, se fomenta el uso de transporte aéreo de carga; y se impulsa el intercambio comercial turístico y cultural entre ambos países.

 

El nuevo convenio, signado el pasado 18 de diciembre en Washington D.C. sustituye el acuerdo anterior que data de 1960 y cuya modificación más reciente se produjo hace ya más de 10 años.

 

El nuevo acuerdo bilateral de servicios aéreos mejorará:

 

a) Los servicios al fomentar más rutas, más frecuencias y mejores precios. Un estudio publicado el año pasado señala que países que modernizan sus acuerdos aéreos incrementan el tráfico de pasajeros hasta 16% y las tarifas son presionadas a la baja.

 

b) Promueve el desarrollo regional al alentar la creación de nuevas rutas (74% del tránsito de pasajeros entre México y EEUU no pasaban por la Ciudad de México).

 

c) Apoya nuevos esquemas de comercio que son intensivos en el uso del transporte aéreo, como el comercio electrónico, que en México representa menos de 1% del PIB, mientras que en Estados Unidos contribuye con 8% y en el Reino Unido con 13%.

 

d) Fomenta el uso del transporte aéreo para carga y distancias más eficientes, generando oportunidades para profundizar nuestra participación en las grandes cadenas de suministro.

 

e) Impulsa el intercambio comercial, turístico y cultural entre México y Estados Unidos. Un incremento de 16% en el número de pasajeros anuales podría generar hasta 650 millones de dólares anuales adicionales en el sector turismo (4% de los ingresos del turismo internacional en 2015).

 

Gracias a este nuevo acuerdo, cualquier aerolínea, sea mexicana o estadounidense, podrá transportar pasajeros entre las ciudades de México y los Estados Unidos sin límite en las frecuencias o en la capacidad de las aeronaves.

 

En cuanto al transporte aéreo de carga, el nuevo acuerdo abre oportunidades en un mercado de 515 mil millones de dólares al año, monto del intercambio entre México y Estados Unidos, así como un mercado adicional de 659 mil millones de dólares al año, el intercambio entre Estados Unidos y Canadá.