El Gobierno de México da la bienvenida a la decisión de la Suprema Corte de Estados Unidos de revisar la legalidad de la suspensión provisional del Programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia en su versión ampliada (DACA, por sus siglas en inglés) y del Programa de Acción Diferida para Padres de Ciudadanos Estadounidenses y Residentes Legales Permanentes (DAPA, por sus siglas en inglés).

En los próximos meses, la Suprema Corte analizará las decisiones de las cortes de distrito y de apelaciones que mantienen suspendida la implementación de DAPA y DACA ampliado. Un fallo que permita su instrumentación resultaría en que millones de personas inmigrantes puedan acogerse a estos programas de acción diferida para gozar de certidumbre jurídica y continuar aportando al bienestar de sus familias y enriqueciendo a las comunidades en las que residen.

México hace un llamado a que se tome en consideración el impacto positivo de estos programas en la vida de las familias inmigrantes, así como en la economía y el tejido social de ese país.

La Secretaría de Relaciones Exteriores, mediante su red consular y su Embajada en Estados Unidos, dará seguimiento puntual a este proceso para mantener informada a la comunidad mexicana.

00000