Comunicado conjunto SRE-Departamento de Estado de EEUU

México, D. F., 10 de diciembre de 2015

El Comité Ejecutivo Bilateral (CEB) de la Iniciativa para la Administración de la Frontera en el Siglo XXI, se reunió hoy en la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE). El encuentro fue presidido por el Subsecretario para América del Norte, Carlos Pérez Verdía, y por la Directora General de Seguridad Transfronteriza del Consejo de Seguridad Nacional Estadounidense, Sarah Kendall, acompañados por funcionarios de alto nivel de los dos países.

Este mecanismo binacional se reúne periódicamente para dialogar sobre iniciativas que agilicen el flujo de bienes y personas entre México y Estados Unidos, y que promuevan la seguridad pública y la cooperación en materia de procuración de justicia en la región fronteriza. En esta ocasión, el CEB revisó los avances logrados con el Plan de Acción 2015, y acordó las acciones que se desarrollarán durante 2016 a través de sus tres subcomités: Infraestructura, Flujos Seguros, y Seguridad y Procuración de Justicia.

Gracias a la intensa labor de las agencias de ambos países que integran el Subcomité de Infraestructura, durante 2015 se lograron avances importantes que impactarán positivamente la vida diaria de millones de personas en la región, además de agilizar el comercio entre ambos países.

Por ejemplo, en la región Tijuana-San Diego nuestros gobiernos concluyeron un nuevo acceso peatonal como parte de la modernización y expansión del puerto de entrada terrestre más grande del mundo: El Chaparral-San Ysidro. Este nuevo acceso permite a oficiales migratorios y aduanales mexicanos atender mayores flujos peatonales en dirección sur en forma eficiente y ordenada.

Asimismo, el 9 de diciembre inició operaciones la Conexión Peatonal Aeroportuaria Tijuana-San Diego, proyecto único que permitirá a pasajeros que arriban al aeropuerto de Tijuana con destino a Estados Unidos, o pasajeros de Estados Unidos que quieran abordar un vuelo en dicho aeropuerto, puedan cruzar la frontera de manera fácil y expedita con este puente peatonal transfronterizo, y con una nueva terminal multimodal en el lado estadounidense.

En la región Chihuahua-Texas, se concluyó la construcción del puerto fronterizo Guadalupe-Tornillo, brindando así una nueva opción de cruce para pasajeros y transporte de carga en las inmediaciones de Ciudad Juárez-El Paso.

En la región Tamaulipas-Texas, se inauguró en agosto de 2015 el Puente Ferroviario Internacional Matamoros-Brownsville, removiendo las operaciones ferroviarias de las zonas urbanas de Matamoros y Brownsville, lo que ha permitido incrementar la seguridad vial, disminuir congestionamientos vehiculares, mejorar la calidad de vida de la población y agilizar el intercambio de bienes a través de dicho corredor.

Por su parte, el Subcomité de Flujos Seguros continuó con sus labores para facilitar el movimiento seguro de bienes y personas en nuestra frontera común. En este sentido, se continuó con la promoción activa de los programas de viajeros confiables de ambos países; “Viajero Confiable” en México y Global Entry en Estados Unidos. Con estos programas, se pretende agilizar los flujos de viajeros, turistas, y personas de negocios por nuestra frontera.

Se continuó, asimismo, con diversos estudios de medición de tiempos de espera de vehículos ligeros y transporte de carga, con miras a establecer medidas concretas que permitan manejar en forma eficiente dichos flujos así como formular estrategias binacionales para la atención de nuestros problemas de tráfico.

Además, los Gobiernos de México y Estados Unidos suscribieron un acuerdo para formalizar el Programa de Pre-Inspección de Carga, a través del cual las agencias aduanales de ambos países llevarán a cabo inspecciones de bienes antes de que crucen la frontera, con el objetivo de aumentar la eficiencia y capacidad de las aduanas.

El primer programa piloto inició en el Aeropuerto Internacional de Laredo, Texas en octubre 2015. Están por iniciar dos programas adicionales uno en el puerto de entrada Otay-Otay Mesa, en Tijuana, Baja California y otro en Jerónimo-Santa Teresa, en Chihuahua

En materia de Seguridad y Procuración de Justicia, el subcomité avanzó en el fortalecimiento del diálogo binacional para el intercambio de información y en el establecimiento de patrullajes coordinados para incrementar la seguridad en la región fronteriza.

Por último, el CEB acordó un plan de trabajo ambicioso en 2016, con miras a dar continuidad a los esfuerzos realizados hasta ahora para fortalecer la región fronteriza que es una pieza clave para el desarrollo, competitividad y bienestar de ambos países.

El manejo eficiente de la frontera México-Estados Unidos es esencial no sólo para la relación comercial México-Estados Unidos, sino para la competitividad de América del Norte y la prosperidad de nuestras sociedades.

A lo largo de los tres mil 150 kilómetros de frontera residen en ambos lados 14 millones de personas aproximadamente. Cada día, más de un millón de personas y 300 mil vehículos utilizan los 57 cruces entre los diez estados (seis mexicanos y cuatro estadounidenses) que agrupa la frontera.

La Iniciativa para la Administración de la Frontera en el Siglo XXI se estableció en 2010 para promover el flujo seguro, eficiente y ágil de bienes y personas a través de nuestra frontera común.

ooOOoo